19 julio, 2024

Juan Carlos Espinosa Larracoechea: puede caer el protegido de Santiago Nieto, lo puso en la Aduana-Querétaro

Por Armando Guerra

Querétaro, Qro.- 9 noviembre de 2021.- Juan Carlos Espinosa Larrooechea, el ex secretario de gobierno de extracción priista tal vez sea  uno de los más grandes y cercanos amigos que Santiago Nieto tiene en Querétaro, fue de los primeros Delegados Federales  que impuso y a quien recomendó para que lo nombraron como  Administrador de Aduanas en el estado, cargo otorgado por la Secretaria de Hacienda y Crédito Púbico.

Para nadie es desconocido que  el hoy titular de Adunas en Querétaro es uno de los operadores políticos en el estado de Santiago Nieto, no obstante fue de los que impulsaban su pre candidatura el gobierno del estado, junto con el Delegado de Gobernación, como lo es Joaquín de la Lama Corres quieten también está en la cuerda floja, todo por ser protegidos del extitular de la Unidad de Inteligencia Financiera.

Tanto Juan Carlos Espinosa como Joaquín de la Lama fueron impulsados por Santiago Nieto para que llegaran a ser delegados, no obstante que ambos hayan militado en el Partido Revolucionario Institucional en donde uno fue subsecretario  y secretario en el gobierno de José Calzada y el otro Director de la JAPAM en San Juan del Río con la priista Jacaranda López Salas.

Juan Carlos Larracoechea se jactaba y presumía de su gran cercanía con Santiago Nieto, pues ambos habían sido compañeros en La universidad Marista de la ciudad de Querétaro, por ello es que a su llegada le otorgaron el cargo de administrador de Aduanas, ello aunque  no reúne ni reunía el perfil para desempeñar tal cargo, pues no era realmente un fiel seguidor de la 4T.

Ahora los delegados federales Juan Carlos Espinosa y Joaquín de la Lama se encuentran  en la cuerda floja, temerosos porque  podrían correr la misma suerte que su jefe, las renuncias de ambos ya están en la mesa y el escritorio del secretario de gobernación y del nuevo titular de la Unidad de Inteligencia Financiera Pablo Gómez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *